Sona Bach

Este año los reyes magos nos han traído un regalo muy especial. Hartos de cargar tantos regalos que en épocas navideñas saturan a los niños, y conocedores de los gustos de mi peque, han optado por dejar en casa de la tita unas entradas para ir al concierto Sona Bach que se hace en el Auditori de Barcelona.

Por el momento Emma está acostumbrada a espectáculos en los que los niños se sientan en el suelo y/o son casi parte del escenario. Por ejemplo: Piu Piu, The Light Garden, Planeta Ka o Sensacional.

auditori-sona-bach

Este ha sido un espectáculo muy diferente, en esta ocasión nos sentamos en butacas numeradas. Al principio eso me hizo dudar sobre si era un espectáculo adecuado para su edad, pensé que quizás no captaría la atención de Emma o que no se vería bien. La realidad es que no ha sido así.

Las butacas de la sala están situadas  de manera que es imposible que la persona sentada delante tuyo te moleste para disfrutar del espectáculo. A parte de eso, nosotros estuvimos en tercera fila, casi tocando a los actores.

El escenario estaba ambientado en un parque urbano, con árboles, arbustos, papeleras y dos columpios. Lo de los columpios nos ha gustado mucho, ya que es algo muy próximo a los peques, seguro que es por eso que a Emma le ha llamado tanto la atención.

sona-bach

En el escenario había cinco músicos que contaban con diferentes instrumentos (saxos, flautas, batería, teclados, bajo y otros instrumentos) con los que interpretaron los temas elegidos, casi todos de Llibert Fortuny con melodías de J. S. Bach. Pero no solo han tocado instrumentos “clásicos”, también han tocado una escoba que hacía música, una silla, una papelera, una rueda… y es que música podemos hacer con cosas cotidianas que encontramos en casa o en la calle.

En diferentes ocasiones los músicos pasearon por los pasillos acercándose aun más a los pequeños. Además nos han hecho participar en diferentes ocasiones invitandonos a cantar con los músicos varias canciones tradicionales catalanas conocidas por todos los niños, como el gegant del pi, qui la ballarà?, el ball de Sant Ferriol o Dalt del cotxe.

Hemos ido con otros niños de diferentes edades (de 3 a 6 años) y a todos les ha gustado mucho. Realmente vale la pena ir a este concierto con los peques, los hacen participar y ellos lo pasan genial.

Ha sido un regalo muy bonito que sin duda va directo a… ¡La mochila de mi peque!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s