Conclusiones y algunas ideas claves del metodo acs

Después de una serie de posts sobre el metodo acs… estas serian algunas conclusiones o ideas clave que hay que tener en cuenta.

comer en el restaurante

Continuaremos con la lactancia materna ya que al principio no come mucho. De hecho, lo importante no es que coma mucho, sino que participe en las comidas, que estas sean un momento agradable y divertido en la que el bebé pueda experimentar. Para eso es mejor que no tenga hambre ni sueño. Así que si tiene hambre, lo mejor es ofrecerle el pecho y luego la comida complementaria y si tiene sueño, habrá que dejarlo para cuando esté más descansado.

Emma mamando

Es importante lavarse las manos antes de comer. No solo el adulto, también el bebé, especialmente si ya gatea por el suelo.

Es difícil resistir la tentación de darle la comida al bebé, pero lo mejor es ofrecer, no dar. El decide coger, olerla, chafarla, dejarla caer, probarla… El bebé estará bien alimentado siempre que los alimentos que le ofrezcamos sean nutritivos y estén dentro de una dieta equilibrada. Ese es el único control que tendremos sobre la alimentación del bebé, el decidir que alimentos ofrecer. La cantidad que coma o los alimentos que el elija serán decisión suya. Intentaremos resistir la tentación de ayudarle llevándole la comida a la boca y de presionarlo para que coma más.

Es bueno ofrecer diferentes alimentos en el plato para que pueda escoger. Al principio hay que poner poca variedad y cantidad para no aturdirlo, pero poco a poco podemos ir aumentando la variedad. Si quieres puedes tener preparada un poco más de comida a parte por si quisiera más.

Para facilitarle que pueda coger el alimento y llevárselo a la boca con éxito, va muy bien ofrecer palitos de comida (zanahoria, calabacín, pera…) de unos 5 cm de largo. De esta forma lo podrá coger sobresaliendo de su mano una parte de la comida que será la que podrá mordisquear. Además lo dejaremos a su alcance para que lo pueda coger, ya sea en un plato, en la mesa, en la bandeja de la trona…

No dejarlo solo mientras come o experimenta con la comida. Primero por cuestiones de seguridad y segundo porque la comida es un acto social. Lo ideal es comer juntos ya que los bebés aprenden por imitación. mientras comemos podemos hablarle del nombre de los alimentos que le hemos ofrecido, del color, la textura, temperatura… Es una buena manera de adquirir un vocabulario sobre la comida.

Hay que darles tiempo para que experimente sin presionarlo ni distraero. A los bebés no les gusta sentirse observados mientras comen. Aunque eso es difícil de evitar cuando hay visitas. Suele hacerles mucha gracia ver como come el bebé.

Sentaremos al bebé en una trona o en el regazo de papá o mamá. Lo importante es que cuando coma esté erguido con la espalda recta.

Antes de ir a jugar después de comer, jugar a abrir la boca para comprobar que no quedan restos de comida en la boca con los que se pudiera atragantar.

El bebé nos querrá imitar, por lo que tenemos que ser un buen modelo en la mesa. De todas formas, los modales en la mesa vendrán más tarde. Ahora comerá con las manos, con la cara en el plato…

La hora de la comida SIEMPRE tiene que ser un momento agradable. Si vamos con prisas o el bebé tiene sueño… es mejor dejarlo para otro momento.

Lo  que a mi me resulta más difícil es confiar en que Emma come lo que necesita.

En un puré hay más agua o leche y parece que hay mas, pero no es comparable, ya que en el método ACS todo lo que se ofrece al bebé es comida.

Para saber si ha acabado (cuando ya lleva unas semanas con el método ACS) prueba a ofrecer algo más de comida, aunque sea lo mismo o de tu plato. Si lo quiere es que no ha acabado. más adelante ya nos lo dirá el.

Para prevenir que pidan chuches, ofrecer tentempiés y comida nutritiva en lugar de comida basura.

chuches

Los picnics son una buena idea, ya que podemos comer todos juntos de manera fácil y con los dedos.

Cuando el bebé coma con seguridad, podemos empezar a introducir los cubiertos y los modales en la mesa. El tenedor es más fácil de usar que la cuchara ya que la comida no se cae. Cuando empieces en este punto, dale tiempo para que aprenda y no le ofrezcas un exceso de ayuda. Lo mejor para ayudarle es el tiempo. Piensa que tu eres el modelo, el niño te intentará imitar.

Para facilitar los modales en la mesa: comer juntos siempre que se pueda siendo constante y un buen ejemplo. No hay que reñir ni elogiar, confiamos en que lo hará bien.

Es importante no relacionar la comida con la conducta sino con el apetito. Los castigos, recompensas y sobornos con la comida no son una buena idea, al no ser que queramos que relacione las verduras como mala y los postres como buenos (si te acabas la comida te doy una chuchería ..) Tampoco es una buena idea ofrecer una golosina cuando el niño está triste, al no ser que se convierta en esos personajes de la tele que se consuelan y combaten la tristeza con un helado. si está triste mejor darle cariño.

Anuncios

Qué alimentos dar y cuales evitar según el método ACS

Siguiendo con la serie de posts sobre el método ACS, hoy os voy a hablar de que alimentos dar o como presentárselos al bebé y cuales evitar.

Al margen del método ACS, si queremos que nuestro bebé siga una dieta saludable, lo que tendremos que hacer será ofrecerle alimentos nutritivos y saludables. Además es importante que:

  • Hagamos la mayor parte de las comidas en família
  • Todos los miembros de la família sigan la misma alimentación
  • Apaguemos la televisión durante las comidas
  • Y que hagamos ejercicio físico.

Es importante que introduzcamos los alimentos de uno en uno, separados por unos días unos de otros con el fin de ver como los tolera el bebé, si le produce alguna alergia… Hay alimentos que son más alergénicos, por los que es recomendable ofrecerlos cuando ya son más mayores.

Sigue las recomendaciones de tu pediatra o enfermera, en esto los profesionales nos pueden guiar. Aunque como no todos los pediatras y enfermeras tiene un criterio unificado sobre la introducción de alimentos (que alimento introducir primero, si algunos son alergénicos o no, cuando ofrecer la fruta, cereales…), a mi me resultó muy útil la tabla de introducción de alimentos de pequerecetas, consultar con la enfermera y la pediatra, leer libros y sobre todo el sentido común.

Estofado

Al principio, para facilitarle que pueda coger el alimento y llevárselo a la boca con éxito, va muy bien ofrecer palitos de comida (zanahoria, calabacín, pera…) de unos 5 cm de largo. De esta forma lo podrá coger sobresaliendo de su mano una parte de la comida que será la que podrá mordisquear. Además lo dejaremos a su alcance para que lo pueda coger, ya sea en un plato, en la mesa, en la bandeja de la trona…

En el desayuno podemos ofrecer al bebé una tostada de pan con tomate y aceite, tostadas con mermelada natural, fruta fresca, cereales…

En las comidas y cenas, si ofrecemos carne, es mejor cortar la de cerdo, ternera y cordero a lo ancho y la de ave a lo largo de las fibras. Adaptándolas al  bebé, no hay problema en ofrecer salsas como el hummusguacamole, purés, muhammarababa ganoush (paté de berenjena) ya que podrá dippear con palitos de verduras, de pan, con la cuchara o con los dedos. Cuando Emma empezó a comer garbanzos, empezamos a ofrecerle hummus (sin tahina, sin pimentón y con muy poquito ajo) y bastones de pepino. A Emma le gusta mucho el puré de patata, pero no siempre hay puré. Al no ofrecer siempre purés y papillas, podemos ofrecer otras texturas como líquido, pastoso, duro, blando, crujiente… No añadiremos ni sal ni azúcar a las comidas y hasta el año (hay quien recomienda hasta los tres años) no le daremos miel al niño ya que puede producir botulismo.

El mejor postre es la fruta, macedonia, … Pero si queremos algo más especial como arroz con leche, flantarta de manzana.… mejor que sea casero. Y la mejor bebida para el bebé es el agua y la leche (materna o de formula) El café, el té las bebidas de cola o gaseosas y zumos envasados están fuera del menú de los pequeños.

Si ofrecemos un tentempié hay que huir de los snacks. Podemos ofrecerle fruta, queso, pepino, bocadillos…

Evitaremos los alimentos con los que el bebé se pueda atragantar como los frutos secos, y frutas con hueso pequeño como las cerezas.

Lo mejor es no ofrecer productos preparados, pero si le ofrecemos alguno, tenemos que tener en cuenta que algunos llevan mucha sal o azúcar. Incluso los que están indicados especialmente para bebés (¡ojo con eso!). También deberíamos fijarnos en la etiqueta para evitar las grasas hidrogenadas.

Aunque los cereales integrales son más buenos, se recomienda no darlos exclusivamente al principio ya que pueden irritar las mucosas del intestino. Una opción es de vez en cuando incluir algún cereal integral. La fibra no es mala, pero hay que tener en cuenta que es más saciante, por lo que puede no dejarle sitio al bebé para que pruebe otros alimentos.

De vez en cuando no pasa nada por dar alguna galleta o alimento poco saludable. Es mejor que prohibirlo, ya que así solo conseguiremos el efecto contrario, que lo desee aún más. De todas formas para prevenir que pidan chuches, ofrecer tentempiés y comida nutritiva en lugar de comida basura.

Elegir bien que alimentos ofrecerle ¡A la mochila de mi peque!

El contacto de los niños con la naturaleza

Los que vivimos en la ciudad, a menudo nos quejamos de lo lejos que tenemos a los niños del contacto con la naturaleza. En realidad, no es necesario hacer grandes excursiones, si queremos que nuestros peques tengan contacto con la naturaleza. Seguro que podemos encontrar un sinfín de oportunidades naturales en nuestro barrio, ya sea un parque, un jardín, un huerto urbano, unas jardineras… Aunque vivamos en la ciudad, hay zonas que nos pueden dar la opción de ofrecer la oportunidad a los pequeños de conectar con la naturaleza en el día a día. En la hierba del parque hay insectos (hormigas, gusanos, caracoles…) hojas, flores, palitos… Podemos aprovechar estos recursos para que el niño investigue su entorno.

Castanyer de can cuc

Aún así, una excursión al campo, a la montaña o a la playa le ofrecerá a los pequeños una experiencia sensorial más completa. Oler, oír, sentir, tocar, probar… Por eso os animo a aprovechar el buen tiempo y los fines de semana libres para salir con los peques a observar y disfrutar del entorno natural. Sigue leyendo

Celebramos las fiestas: Halloween

Poco a poco, Halloween va teniendo más seguidores. A pesar de que a mi me gusta celebrar la castañada, los panellets, los coquitos, el vino dulce… entiendo que a los niños más mayores la figura de la castañera les resulta muy “de pequeños” y prefieren cosas de “más mayores” como disfrazarse de fantasmas, zombies, brujas y monstruos.

Por eso os quiero presentar algunas ideas gastronómicas para celebrar Halloween por todo lo alto con los más pequeños.

Escobas y dedos de bruja

Escobas y dedos de brujas

Veo fantasmas

Cuantos fantasmas

Te puedo garantizar, que la elaboración de estos platos es de lo más sencilla, y en función de la edad, cada uno a su nivel, los niños pueden participar en la elaboración de este menú fantasmagórico.

Aunque sea fiel seguidora de la castañada, hay un hueco en mi para celebrar la fiesta de otras maneras, así que Halloween, ¡A la mochila de mi peque!

Como atrapar un fantasma con un vaso

¿Crees que a los más pequeños de la casa les gustaría la idea de atrapar un fantasma con un vaso? Entonces si no quieres gastar tu tiempo y dinero llamando a los cazafantasmas, te recomiendo que sigas leyendo, porque a continuación te explicaré como hacerlo de una manera fácil y divertida.

Fantasma atrapado en un vaso

Para cazar a un fantasma con un vaso necesitarás un vaso, pero no un vaso cualquiera, un vaso grande de cristal transparente. Sigue leyendo

¿Menú infantil? No, gracias

La mayoría de restaurantes que conozco no se preocupan mucho por la alimentación de los pequeños. En sus menús para niños no se ofrecen platos variados y equilibrados para que los pequeños puedan disfrutar como sus padres.

Salir a comer con niños en restaurantes es una experiencia muy gratificante: el ambiente, la conversación, los nuevos sabores y descubrimientos… aunque esto último sólo si eres un adulto. Si eres un niño te espera una nueva ración de macarrones o libritos con patatas.

menú infantil

Foto de Meena Kadri en Flickr

¿Que puedes encontrar en un menú infantil? Sigue leyendo

Comer con niños en restaurantes

La experiencia de haber salido a comer fuera de casa con mi hija me ha hecho aprender o buscar estrategias para hacer más agradable para todos ese momento. Aquí os comparto muchas de las que uso.

comer en el restaurante

¿Que puedo hacer para que ir a comer fuera o a un restaurante sea un éxito?

Si el bebé ya empieza a caminar, es muy posible que quiera explorar ese entorno nuevo, por lo que es mejor dejarlo que explore y no sentarlo en la mesa hasta que la comida esté lista, así la espera será menos y aguantará más rato sentado. Sigue leyendo

Cuentos de lactancia y crianza con apego

Estos días se celebra en España la SMLM, por eso hoy os quiero enseñar estos cuentos. Son cuentos de “Lactancia y crianza” promovidos por la Federación Catalana de Grupos de Apoyo a la Lactancia Materna.

cuentos lactancia y crianza

Este año, para el día de la Madre me regalaron “Tú, yo y la teta” y “hermanos de leche”. Hay otros cuentos similares: el cuento de las cuatro esquinitas, dando la teta de la A a la Z, mamá nido, mamá cuna, mamá teta, mamá luna, mi mamá es un canguro…

cuentos lactancia y crianza

Estoy muy contenta de tenerlos porque aunque Emma es ahora todavía muy pequeña para este tipo de cuentos, cuando sea algo máyor quiero que pueda ver otras alternativas al estereotipo del biberón. A pesar de los beneficios que comporta la lactancia, creo que en nuestra sociedad no está muy normalizada y menos aún la lactancia prolongada. Por eso creo que este tipo de cuentos pueden ayudar mucho a los pequeños para que vean otras realidades a las que, por desgracia, no están tan acostumbrados.

cuentos lactancia y crianza Soy fan de los cuentos que nos enseñan la lactancia materna, así que… ¡A la mochila de mi peque!

Semana Mundial de la Lactancia Materna 2013

Este año, en España, del 6 al 12 de octubre se celebra la Semana Mundial de la Lactancia Materna que este año 2013 tiene por lema “Apoyo a las madres que amamantan: cercano, continuo y oportuno”.

SMLM 2013

De la importancia de la lactancia materna ya os hablé en un post anterior, pero de lo que no os hablé es del apoyo que muchas madres necesitan para no abandonar la lactancia. Es muy importante este apoyo, ya desde el embarazo, pero especialmente los días o semanas después del parto, ya que las madres tenemos muchas dudas y problemas relacionados con la lactancia materna y este apoyo muchas veces puede ser crucial para prolongar o mantener la lactancia.

Grupo de lactancia

En mi caso, tuve la suerte de poder asistir a un grupo Alba lactancia materna cerca de casa, donde una vez por semana nos reuníamos algunas mamás y comentábamos dudas o éramos asesoradas sobre algún problema.

A pesar de que la comadrona nos advirtió que cuando naciera nuestro bebé preguntáramos al pediatra del hospital cómo tenía el frenillo (y lo pregunté), mi hija llegó a casa con el frenillo corto y con dificultades para succionar. De no ser por el apoyo de esta asociación, mi lactancia es posible que se hubiera visto afectada. Una vez que conoces el problema, puedes actuar. También he utilizado en más de una ocasión su teléfono de contacto, donde en cualquier momento, pueden resolverte una duda y hacerte más fácil la lactancia.

SMLM

La lactancia es mucho más que alimento, esta imagen lo refleja bien, pero a menudo el entorno profesional (enfermeras, pediatras… ), familiar, social, … no ayuda ni presta el apoyo necesario a las madres que quieren dar el pecho, lo que puede ayudar a que el 93% de las madres que dejan el pecho más adelante se arrepientan. Hay veces que la lactancia se puede hacer difícil, por eso, el tema de este año, me parece muy adecuado. He podido comprobar de primera mano que es de gran importancia esta ayuda a las madres y estaría bien que la sociedad se fuera concienciando .

Por todo eso, el apoyo a las madres que amamantan: cercano, continuo y oportuno ¡A la mochila de mi peque!

La importancia de la lactancia materna

Creo que, actualmente, la lactancia materna no tiene la importancia que se merece en nuestra sociedad y quiero unirme al movimiento de mamás, familias, pediatras y otros profesionales que intentan, cada uno según sus posibilidades, que se conozcan sus beneficios. Por eso escribo este post.

Un ejemplo de la situación actual

Hace algunos dias mi sobrina le comentaba a una amiguita suya “tenemos que darle el biberón a Emma”. Yo pensé: ¿Cómo? ¿El biberón? ¿De dónde ha sacado que le tenemos que dar el biberón si mi hija nunca ha tomado biberón? Pues de todos los cuentos infantiles, dibujos animados, anuncios publicitarios… donde se ve a los bebés tomando el biberón pero no la teta. Aunque tampoco le he dado nunca papilla ni potitos, imagino que nos puede pasar algo parecido, pero de eso ya os he hablado en el post sobre la alimentación complementaria siguiendo el método ACS.

Emma mamando

La importancia de la leche materna Sigue leyendo